Europa quiere invertir 1.000 millones de euros en superordenadores

La Comisión Europea ha anunciado la creación de una nueva empresa llamada Euro High Performance Computing (EuroHPC) que se encargará de llevar a cabo sus planes de desarrollar una infraestructura de superordenadores europeos de categoría mundial.

91

Entre la Unión Europea y los Estados miembros, de aquí a 2020 está previsto invertir fondos públicos por un valor aproximado de 1.000 millones euros.

“Los superordenadores son necesarios para tratar cantidades cada vez más ingentes de datos y aportan beneficios a la sociedad en numerosos ámbitos, desde la atención sanitaria y la energía renovable a la seguridad de los vehículos y la ciberseguridad”, se afirma desde la Comisión. El ejecutivo también considera que esta es una iniciativa “crucial para la competitividad y la independencia de la Unión Europea en el ámbito de la economía de los datos”.

Para Andrus Ansip, vicepresidente de la Comisión Europea y responsable del Mercado Único Digital, los superordenadores son el motor de la economía digital y el desarrollo de su tecnología en la Unión Europea “tendrá un impacto directo sobre la ciudadanía”. Según datos de la propia Comisión, por cada euro invertido en proyectos de ordenadores de alto rendimiento en Europa en los últimos años se generarón 69 euros.

Por el momento se desconoce dónde se instalará la infraestructura central, pero el ejecutivo valora localizarlo en Luxemburgo, donde ya se encuentra el centro de datos de la Comisión Europea.

Actualmente ninguno de los diez superordenadores con mayor rendimiento del mundo se encuentra en un país miembro de la Unión Europea. Esta clasificación está liderada por China gracias a Sunway TaihuLight y sus 93 petaflops de rendimiento, lejos de los 33,8 petaflops del Tianhe-2, segundo en la lista y también de origen chino. El tercero bautizado como Piz Daint ofrece 19,5 petaflops y se encuentra en Suiza, país que no es miembro de la Unión Europea.

Uno de los superordenadores con mayor rendimiento de la Unión Europea es el MareNostrum 4 (en la foto de cabecera) instalado en Barcelona, que dedica a la investigación científica 11,1 petaflops. Actualmente es el decimosexto superordenador con mayor rendimiento del mundo, cuya adquisición e instalación han costado 34 millones de euros, un superordenador muy especial tanto por sus características como por el sitio en el que está instalada: una vieja capilla, la capilla de Torre Girona.

Este superordenador cuenta con 48.896 núcleos distribuidos en 6.112 chips Intel SandyBridge octa-core de 2,6 GHz en 3-056 nodos (cada uno con dos de estos procesadores). Se trata de los Intel Xeon E5-2670, que en su última versión, la v3, tienen un coste especialmente alto: cada procesador ronda los 3.000 euros.

Fuente: Comisión Europea

También podría gustarte
Comentarios