Microsoft cambiará InternetExplorer…..

41

Microsoft ha confirmado que realizará cambios en las futuras versiones de Internet Explorer para inicios del próximo año, como resultado de su pugna con la firma Eolas por el uso de plugins en la Web. O lo que es lo mismo, se avecina la mayor pesadilla para desarrolladores, así como usuarios a la hora de navegar en internet….


El conflicto comenzó a principios de los 90, cuando una pequeña empresa escindida de la Universidad de California desarrolló la tecnología de los plugins “incrustados” (o embedded) en los documentos de HTML. De alguna forma, esta fue a parar al Internet Explorer (IE) de Microsoft, y según los alegatos de Eolas, fue el factor primordial que le permitió a la gigante de Redmond derrocar a Netscape como el rey de los navegadores. Porque claro, ¿cómo no iba a ser más cómodo descargar automáticamente un plugin gracias a los componentes ActiveX que usa IE y disfrutar in situ de la multimedia a través de Internet?. Rápidamente empresas como Macromedia, Adobe, Apple, RealNetworks, Sun y la misma Microsoft supieron sacar provecho de esta tecnología, y comenzó a construirse una Web donde el hipertexto era sólo la puerta de entrada a un mundo de experiencias audiovisuales.
Eolas consiguió que la Oficina de Patentes de los EE.UU. reconociera su autoría sobre los plugins para la Web, y demandó a Microsoft con ese argumento bajo el brazo. Debieron pasar varios años hasta que dos instancias legales de las cortes norteamericanas dieran la razón a Eolas, y condenaran a Microsoft no sólo a pagar más de $600 millones de dólares de indemnización, sino también a pagar un costoso programa de licencias si quería seguir usando esta tecnología.
Dado que Bill Gates no estaba dispuesto a regalar su fortuna, se decidió que el resto del mundo debería pagar los platos rotos. Internet Explorer será modificado para que no vulnere los términos de la patente de Eolas, que describe su creación como una “experiencia automatizada para la presentación de contenidos externos a través de un navegador”. Luego de barajar distintas opciones – a cada cual más dolorosa – se optó por el mal menor: todas las nuevas versiones de IE y sistemas Windows comercializadas (incluyendo Windows XP) desde comienzos de 2004, presentarán un cuadro de diálogo pidiendo la autorización del usuario cada vez que se muestre un contenido externo al navegador, a fin de interrumpir el concepto de “automatización”.

SS_ActiveContentPrompt.jpg

¿Qué significa esto en la práctica?
Que las etiquetas HTML <OBJECT>, <EMBED> y <APPLET> ya no ejecutarán su contenido automáticamente, sino que el usuario deberá aceptar… una por una.
Pensemos, por ejemplo, que la animación en Flash que nos recibe cada vez que entramos a la web de Amigus nos preguntará ahora si queremos verlo o no. ¿No es tan grave, verdad?. Pero pensemos ahora en los sitios que se basan fuertemente en contenidos de Flash, Shockwave, Authorware, Windows Media Player, QuickTime, RealAudio, RealVideo, Acrobat y applets de Java… ahí la cosa ya empieza a ponerse fea. ¿Hacer click en “Yes” para cada página, video, sonido y banner que vea a través de mi navegador?… ¡por favor!.
Probablemente a estas alturas tendreis algunas preguntas al respecto… Si los cambios sólo afectarán a los sistemas Windows nuevos, ¿no bastaría con no actualizar sistema operativo ni navegador?. En teoría sí, pero consideremos la rapidez con que los usuarios adoptan los nuevos sistemas de Microsoft. Nos guste o no, Windows es el sistema operativo dominante a nivel mundial (se habla de que el 90% de los PC sobre la tierra usan alguna forma de Windows). XP tardó sólo un año y medio en posicionarse como el OS más usado de Microsoft… y actualmente todas las computadoras nuevas que son distribuidoras de MS lo traen incorporado. Por otro lado, la empresa ya anunció su intención de hacer las actualizaciones de sistema obligatorias y automáticas a raíz de los últimos problemas de seguridad desencadenados por las epidemias de virus, y para quienes se declaren en rebeldía bastará un solo ataque de virus que nos fuerce a correr por un parche de seguridad – como ocurrió con los sistemas NT4, W2000 y WinXP – para hacernos tragar la actualización. Asumámoslo: si usas Windows y te conectas a Internet, más temprano que tarde deberás modificar tu copia de Internet Explorer, por una razón u otra.
¿Y qué podemos hacer entonces?… prepararnos para una temporada de acción, porque tendremos mucha pega por delante.
Actualmente, empresas como Macromedia, Apple, RealNetworks y Microsoft están poniendo a disposición de sus usuarios información acerca de cómo realizar los cambios necesarios en los sitios Web, a fin de evitar los mentados cuadros de diálogo (Adobe hasta el momento no se ha pronunciado). La idea es usar un archivo externo de JavaScript que ejecute un bypass entre el documento HTML y el contenido. En las URL que se proporcionan más abajo hay información detallada (por ahora sólo en inglés) sobre cómo realizar estos cambios manualmente en el código de nuestras páginas. En todos los casos, se dan ejemplos de cómo están implementados los contenidos actualmente y cómo deberán quedar para asegurar su compatibilidad.
Para quienes no son muy diestros manejando HTML puro, Macromedia (quizá la empresa más afectada por los cambios, después de Microsoft) está preparando herramientas que automatizarán al máximo esta tediosa tarea. Ya pueden descargarse sus versiones beta, pero sólo bajo inscripción del solicitante. Microsoft también tiene a disposición de sus desarrolladores la versión 6 – 0.1 de su IE, con las temibles modificaciones ya realizadas, aunque sólo recomienda usarlo a personas con conocimientos avanzados debido a su temprana fase de desarrollo. Adicionalmente, Macromedia ya anunció que está evaluando la posibilidad de modificar sus actuales programas generadores de HTML para que inserten los contenidos multimediales por defecto bajo estas especificaciones.
El único problema con la solución de JavaScript será para los usuarios que tienen desactivada la compatibilidad de sus navegadores con este lenguaje. Afortunadamente, estos son una minoría, y por lo general entendidos en la materia que saben lo que están haciendo.
Si bien no se ha dicho la última palabra en el litigio de Eolas contra Microsoft – e incluso se advierte que aún no se vislumbran todas sus implicancias – la modificación a Internet Explorer ya es un hecho, y hacer que la Web siga siendo un lugar accesible para todos los usuarios descansará principalmente sobre los hombros de diseñadores y desarrolladores. Sería recomendable que, previendo la demanda que tendrá el mercado en el futuro inmediato, estemos atentos a las novedades del tema, informemos, e incluso desarrollemos planes especiales de actualización para nuestros clientes. Puede que este verdadero remezón signifique tiempos de bonanza para nuestro campo profesional, pero dependerá de nosotros estar listos para enfrentarlo.
Direcciones para obtener más información:
Sitio oficial de Microsoft para los cambios efectuados a IE
Macromedia – Active Content Developer Center
Apple – Internet Develope

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios