Descartan que llenar de agua el hueco de la mina tenga consecuencias graves

61

[Diario de Ferrol] La solución de Endesa de crear, donde antes había lignito, un lago artificial para transformar en útil lo que antes era materia prima derivó en la celebración de una mesa de debate, que ayer tuvo lugar en As Pontes y en la que estuvieron representados los intereses de la empresa y de los ecologistas.


Unas 200 personas secundaron una iniciativa que partió de la agrupación Guerrilleiros das Fragas con la intención de generar debate en torno a un macroproyecto del que actualmente existe bastante desconocimiento, según aclaró uno de los miembros del grupo ecologista. Felipe Mazías Vázquez, catedrático de Edafología de la Universidad de Santiago de Compostela, se encargó de rechazar la posibilidad de cualquier tipo de consecuencias, tanto a nivel de la salud de los ponteses como entre el medio natural más próximo, derivadas de la realización de un proyecto, que se traduce en la creación de un embalse de 550 millones de metros cúbicos de agua. Por su parte, el responsable de la empresa y una de las personas que se vienen haciendo cargo de la regeneración de la escombrera de la mina, Aníbal Gil, explicó las pausas y las características de una intervención que comenzará a materializarse a partir del cese de la actividad minera, hecho que se producirá dentro de un año. Responsables de la agrupación ecologista pusieron sobre la mesa la necesidad de desarrollar las obras con las máximas garantías y que el proyecto pueda representar un futuro distinto y alternativo para la población local.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios