Instan a la ONU a tomar acciones por amenaza de asteroide.

94

Un asteroide podría acercarse peligrosamente a la Tierra en el 2036 y Naciones Unidas debería asumir la responsabilidad de una misión para desviarlo, dijeron el sábado un grupo de astronautas, ingenieros y científicos.


Astrónomos detectaron un asteroide llamado Apophis, que tiene una oportunidad en 45.000 de impactar a la Tierra el 13 de abril del 2036.
Aunque las probabilidades de un impacto de este asteroide en particular son bajas, se espera que un reciente mandato legislativo para que la NASA incremente su vigilancia a los asteroides cercanos a la Tierra permita descubrir cientos, y hasta miles, de rocas espaciales amenazadoras en un futuro cercano, afirmó el ex astronauta Rusty Schweickart.
“No es sólo Apophis lo que estamos buscando. Cada país está bajo riesgo. Necesitamos una serie de principios generales para abordar este tema,” sostuvo Schweickart, miembro de la tripulación del Apollo 9 que rodeó la luna en marzo de 1969.
El ex astronauta hizo estas declaraciones ante una conferencia de la American Association for the Advancement of Science en la ciudad de San Francisco.
Schweickart planea presentar la próxima semana ante el Comité de Uso Pacífico del Espacio Exterior de Naciones Unidas una actualización de los planes para desarrollar un proyecto, a fin de establecer una respuesta mundial frente a la amenaza de un asteroide.
La Asociación de Exploradores Espaciales, un grupo de ex astronautas y cosmonautas, pretende realizar este año una serie de reuniones de trabajo de alto nivel para elaborar un plan, y hará una propuesta formal a Naciones Unidas en el 2009, anunció Schweickart.
La mejor aproximación para afrontar rocas espaciales potencialmente mortales es enviar una nave que usaría la gravedad para alterar el curso de los asteroides, de manera que no amenace la Tierra, aseveró el astronauta Ed Lu, veterano de la Estación Espacial Internacional.
El denominado Tractor de Gravedad podría mantener una posición cerca del asteroide, y arrastrarlo levemente, de modo que con el tiempo lo desviaría de su curso.
Un asteroide del tamaño de Apophis, de unos 140 metros de largo, podría tardar aproximadamente 12 días en ser arrastrado por la gravedad, agregó Lu.
Los costos de la misión fueron calculados en 300 millones de dólares.
El lanzamiento adelantado de una misión para desviar un asteroide podría reducir el nivel de energía necesario para alterar su curso e incrementar las posibilidades de un resultado exitoso, dijo Schweickart.
La NASA señala que el efecto puntual de un objeto de 140 metros de largo al impactar la Tierra dependería del compuesto del asteroide y del ángulo del golpe.
Paul Slovis, presidente de Decision Research, una firma con sede en Oregon que estudia análisis de riesgo y toma de determinaciones, indicó que el asteroide podría destruir por completo a una ciudad o región.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios