La mina de andalucita ya no afectará a las Fragas do Eume

131

El proyecto de la mina de andalucita de As Pontes ha enderezado su trayectoria y parece haber tomado el buen camino. La empresa propietaria de la concesión minera en el monte Fontardión y promotora de un proyecto para su explotación, Picobello Andalucita S.L., ha alcanzado una especie de preacuerdo con la Consellería de Medio Ambiente para modificar el proyecto y resolver el gran escollo que provocó la paralización del expediente: la futura mina ya no afectará al parque Fragas do Eume. Fuentes de la compañía explicaron ayer que esa reforma les obligará a renunciar a la explotación de la mitad del yacimiento de andalucita, el situado dentro del espacio natural, pero que, en cambio, permitirá que la iniciativa industrial obtenga todos los permisos de la Xunta. De hecho, las previsiones de la empresa son que este mismo año puedan iniciar las primeras obras para explotar el yacimiento.


El proyecto inicial de la mina fue presentado en septiembre del 2003 en la Consellería de Industria y un año después fue aprobado por el Consello de la Xunta. Pero con el cambio de Gobierno autonómico llegó la revisión del expediente, que ha permanecido bloqueado hasta ahora. A finales del 2006, Medio Ambiente emitió informe desfavorable al estudio de impacto ambiental de la explotación. Ese pronunciamiento haría imposible la ejecución del proyecto previsto inicialmente. Ya lo había advertido en junio de ese mismo año 2006 el conselleiro de Medio Ambiente, Manuel Vázquez. Durante una visita a Valdoviño advertía de que resultaría «moi difícil autorizar unha mina nun parque natural» y avanzaba que el proyecto sería enviado a Bruselas para que se pronunciase al respecto. Finalmente, la mina de andalucita no llegó a la capital de las instituciones europeas, confirmaron ayer fuentes de la empresa.
A exposición pública
El proyecto reformado de la mina de andalucita se encuentra en la actualidad en período de información pública. En las oficinas de la Dirección Xeral de Industria y de la Delegación Provincial de Industria se puede consultar el nuevo estudio de impacto ambiental y el plan de restauración de la mina.
Fuentes de la empresa explicaron que aunque el yacimiento quedará reducido a la mitad de lo inicialmente previsto (las reservas se quedarán en 4,5 millones de toneladas de mineral), la inversión será la misma, es decir, 21 millones y el empleo, 65 puestos de trabajo, que la compañía pretende cubrir con personal de la comarcal. También recurrirá a mano de obra local durante la fase de construcción de las instalaciones, indicaron los mismos portavoces.
Lo que sí variará en el proyecto definitivo con respecto al inicial será el período de explotación del recurso, ya que pasará de 15 a 12 años.
La andalucita se utiliza en la fabricación de ladrillos refractarios para recubrir los hornos de las fundiciones. Las principales minas de este mineral se encuentran en Suráfrica.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios