Instan a los usuarios de HD DVD a reclamar por la retirada de este sistema

93

La Unión de Consumidores y FACUA instaron a los usuarios del formato HD DVD a reclamar, ante el anuncio de retirada de este sistema digital, alegando la falta de conformidad con el producto, tal y como establece la Ley de Garantías de Bienes y Servicios, así como un posible vicio en el contrato de compraventa, recogido en el Código Civil.


La UCE considera, ante el anuncio de retirada de este sistema digital, que la falta de producciones cinematográficas en este formato puede ser un motivo “más que suficiente para que los consumidores reclamen la devolución del importe o una compensación económica por parte del fabricante”.
Explica la UCE que la Ley de Garantías es clara en este sentido, ya que indica que los bienes serán conformes con el contrato “siempre que sean aptos para los usos a que ordinariamente se destinen los bienes del mismo tipo”.
Por tanto, señalan que la retirada del formato HD DVD por motivos comerciales ajenos a los consumidores “es una razón objetiva que a corto o medio plazo hará inservible ese producto, al no comercializarse material audiovisual en dicho formato”, por lo que UCE entiende que el comprador puede alegar falta de conformidad dentro del período de garantía establecido por la norma.
Hay que tener en cuenta que este tipo de productos lleva poco tiempo en el mercado español y, por lo tanto, muchos de los equipos se encuentran todavía en garantía.
Por todo ello, la UCE insta a los consumidores que hayan adquirido un equipo HD DVD a que se dirijan al punto de venta para manifestar su falta de conformidad con el producto adquirido y reclamar su devolución o una compensación por los perjuicios que la retirada del formato les ocasiona.
Por su parte, FACUA estima en una nota que se ha producido un vicio en el consentimiento en el contrato de compraventa, ya que los consumidores no recibieron información de los riesgos de que Toshiba abandonase la fabricación de estos reproductores.
En este sentido, el artículo 1.265 del Código Civil establece que el consentimiento realizado por el consumidor en un contrato de vivienda “será nulo” si es “prestado por error”.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios