El Concello pontés readmite a los tres capataces que se quedaron fuera del Grumir en marzo

20

[La Voz de Galicia] El Concello de As Pontes ha firmado un convenio con la Federación Galega de Municipios e Provincias (Fegamp) para mantener un año más en activo el Grupo Municipal de Intervención Rápida (Grumir) que a principios de año amenazaba con su desmantelamiento paulatino.


Según aclararon ayer desde el ejecutivo pontés, «o custe do servizo será asumido a través do convenio, no que tamén se conta coa colaboura da Xunta» y que tendrá vigencia hasta diciembre.
También se está a la espera de que la Diputación concrete su aportación al Grumir de As Pontes, a fin de mantener la plantilla existente.
Concurso oposición
De hecho, el pasado viernes se reincorporaron los tres capataces que habían finalizado sus contratos hace dos meses escasos y que fueron los primeros afectados por la incertidumbre sobre el futuro del Grumir pontés. Para esto, se convocaron tres plazas por concurso oposición para facilitar el regreso al equipo local de emergencias de los afectados.
En este sentido, desde el equipo de gobierno mostraron ayer su satisfacción por la continuidad de un servicio que consideran «moi demandado pola cidadanía, debido ao rápido tempo de resposta e á boa cualificación do seu plantel de operarios».

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios