Defensa do Patrimonio denuncia daños en restos arqueológicos

51

VIVIANA BURÓN (La Opinion) La Plataforma na Defensa do Patrimonio de As Pontes anuncia que presentará una denuncia ante la Fiscalía por una “nueva agresión” contra el patrimonio arqueológico en el lugar de A Mourela, concretamente contra un túmulo funerario prehistórico, catalogado en el inventario de la Dirección Xeral de Patrimonio de la Xunta.


Un representante de la asociación, Xosé María López Fernández, explica que el pasado viernes un vecino les advirtió sobre la existencia de máquinas que trabajaban en los márgenes de las obras que se realizan desde hace más de dos años en la autovía AG-64, en A Mourela, encima de un túmulo. Asegura que esta actuación le ocasionó graves daños, ya que se removió arena y tierra tanto en el área de protección como en el propio monumento prehistórico.
La plataforma explica que la Dirección Xeral de Patrimonio estableció una serie de medidas de protección para las mámoas que todavía permanecían en el lugar, como la señalización de las mismas con respecto a su área de protección (cincuenta metros), que según denuncia, fue incumplida.
Por todo ello, Defensa do Patrimonio de As Pontes exige a las autoridades competentes la paralización de las obras que se llevan a cabo en las inmediaciones del elemento afectado, con el objetivo de facilitar la apertura de diligencias para esclarecer los hechos y valorar la magnitud de los daños. Solicitan además la restitución del túmulo y la señalización por medio de balizas de las áreas de protección arqueológica de las tres mámoas que aún permanecen en A Mourela.
Las obras de la autovía Ferrol-Vilalba comenzaron a mediados del año 2006 y dejaron sepultados los restos del círculo lítico en el tramo As Pontes-Cabreirós, actuación que suscitó las críticas de varios grupos ecologistas.
A finales de febrero de 2008 la plataforma denunció ante Dirección Xeral de Patrimonio que el área de protección estaba a punto de desaparecer físicamente ante el desplazamiento continuado de tierras que se producía en el transcurso de las obras, al tiempo que pidió que se tomasen las medidas oportunas con el fin de evitar una alteración de los tres túmulos megalíticos que se hallan en A Mourela. En junio de ese año la Dirección Xeral de Patrimonio emitió un informe en el que destacaba que, ante el riesgo de desaparición del enterramiento megalítico, era necesario “recoger en un programa los trabajos para garantizar la documentación del elemento”.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios