El BNG de As Pontes reconoce en el pleno que algunas facturas irregulares son de su etapa al frente del Concello

35

[La Voz de Galicia] El BNG de As Pontes cargó el fin de semana pasado contra el gobierno local, porque se disponía a abonar facturas de trabajos contratados por el Concello y que contaban con algunas objeciones por parte de la intervención municipal. El encontronazo entre los nacionalistas y el Ejecutivo que dirige Valentín González Formoso protagonizó el pleno extraordinario de la corporación que se celebró el lunes y que se convocó, precisamente, para aprobar el pago de dos paquetes de facturas que el Ayuntamiento quería liquidar con el remanente de tesorería de 2,6 millones de euros.
Durante el transcurso de la sesión plenaria, el portavoz del BNG, Ramón Gato, reconoció que parte de algunas facturas irregulares son de la etapa en la que el Concello estaba gobernada por los nacionalistas. De hecho, así figura en el informe de la intervención donde aparece la fecha en la que se prestaron los trabajos, que en algún caso se remontan al 2002.
En este sentido, el alcalde reprocha al principal partido de la oposición el no haber actuado con honestidad política. «Al criticarnos, nunca aludieron a que parte de las facturas son de cuando ellos gobernaban», explica el regidor, quien agrega: «Incluso llegaron a pedir que no paguemos una en concreto, que también es de su etapa».
elpepivin_4.gif


Los nacionalistas se abstienen
Después del debate plenario, cuando llegó el momento de las votaciones, los nacionalistas optaron abstenerse en el primer paquete de facturas, que eran a las que se referían en sus críticas. El punto del orden del día fue aprobado gracias al respaldo del grupo de gobierno y del concejal del Partido Popular, Juan Eladio Pico.
En el siguiente punto, donde figuraban facturas más recientes, por trabajos prestados al Concello durante el ejercicio anterior y el presente. En este apartado hubo unanimidad.
«Las pegas que pone la intervención sobre estas facturas no son importantes, son pequeños detalles», recalca Valentín González Formoso, quien añade: «Por eso no entiendo las críticas del BNG». «¿Si tan irregulares eran, por qué no se opusieron a su aprobación durante el pleno?», se pregunta el primer edil.
Con la aprobación en el pleno de estas facturas, la corporación desbloqueó el pago de cerca de 400.000 euros.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios