Bruselas acepta mantener los subsidios a las minas de carbón deficitarias hasta el 2018

34

La medida perjudica a las dos centrales térmicas gallegas, que trabajan con mineral foráneo.
[La Voz de Galicia] La Comisión Europea aceptó hoy extender las ayudas a las minas de carbón no competitivas hasta 2018, como reclamaban la mayor parte de los países de la UE, liderados por España y Alemania.
El Ejecutivo comunitario había propuesto que los subsidios terminasen en 2014, pero ante la insistencia de una mayoría de los Veintisiete y del Parlamento Europeo accedió a prorrogar la fecha límite cuatro años, indicaron a Efe fuentes comunitarias.


El comisario europeo de Competencia, Joaquín Almunia, ha exigido que las ayudas a las minas deficitarias de carbón se retiren de forma «progresiva y lineal» hasta su eliminación total en 2018.
«No aceptaremos un compromiso bajo un camino distinto del de la reducción progresiva», señaló en rueda de prensa el comisario.
La decisión fue adoptada en la reunión semanal del colegio de comisarios, en la que no estuvo presente la responsable de Acción por el Clima, Connie Hedergaard, contraria a alargar las ayudas, pero sí su colega de Energía, el alemán Günther Oettigner, quien mantenía una posición más flexible.
Está previsto que los países de la UE aprueben esta tarde la medida, que requiere mayoría cualificada, en la reunión de representantes permanentes (Coreper) y envíen la propuesta al Consejo de Competitividad que se reunirá el viernes, para su ratificación oficial.
Los países más afectados por la medida son España, Alemania y Rumanía, donde se encuentra la mayor parte de las minas que reciben ayudas, pero existe una mayoría de socios europeos que tampoco se oponen a extender los subsidios.
El Parlamento Europeo, por su parte, se pronunció al respecto el pasado 23 de noviembre y también reclamó mantener las ayudas hasta 2018.
El actual régimen que autoriza las ayudas a la minería expira a final de año, por lo que de no ser prorrogado las ayudas deberían suspenderse a partir del 1 de enero.
Según datos de Bruselas, el sector del carbón emplea a unas 100.000 personas en Europa, de las cuales 42.000 trabajan en las minas y más de 55.000 en industrias relacionadas.
En 2008, el total de las ayudas públicas al sector ascendió a 2.900 millones de euros, frente a los 6.400 millones que alcanzaba cinco años antes.
La medida perjudica a las dos centrales térmicas gallegas, que trabajan con mineral foráneo.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios