La Universidad del Estado de Oklahoma dice que el iPad reduce los gastos y aumenta la productividad

81

La Oklahoma State University ha presentado formalmente sus conclusiones internas sobre el programa piloto del iPad que realizó durante otoño de 2010, mostrando que el dispositivo tuvo un impacto positivo en el entorno académico.
“Pusimos esta potente y creativa herramienta en las manos de profesores y estudiantes y el resultado final ha ido más allá que simplemente mejorar la experiencia académica de nuestros estudiantes,” dijo el presidente de la OSU, Burns Hargis, en la nota de prensa. “El informe destaca un posible descenso de los gastos de estudiantes y administrativos, y cómo el iPad cruza las barreras entre la vida académica y la personal.”


Bill Handy, profesor asistente invitado en la School of Media and Strategic Communications, y Tracy Suter, profesora asociada de marketing en la Spears School of Business, lideraron la iniciativa. Cada clase integró el iPad de una manera diferente, pero ambas se centraron en resultados específicos cuantificables como el impacto en los gastos, cómo se utiliza el dispositivo, la viabilidad como lector electrónico y mejora general de la experiencia académica del estudiante.
“Existe un consenso de que la integración del iPad puede mejorar la experiencia académica del estudiante y tener también un impacto positivo en los profesores,” dijo Handy. “Hemos usado el iPad en todos los aspectos del curso. La consideración más importante es que el dispositivo tiene que estar verdaderamente integrado. Simplemente distribuir el dispositivo sin evaluar cómo puede modificar el curso por su uso limita su impacto.”
Entre las mejoras observadas por ambos profesores fue un aumento en el ritmo del curso, alcanzando las metas tradicionales a veces incluso con semanas de antelación.
“El incremento del ritmo es probablemente atribuirse a la funcionalidad móvil del dispositivo que permitía a los estudiantes trabajar en cualquier entorno, el cambio del ambiente del aula, y la capacidad de todos los estudiantes para tener acceso completo a la misma tecnología, creando un campo de juego en igualdad de condiciones,” dijo Suter.
Ambos profesores recomiendan a la universidad que considere el despliegue completo de iPads para todos los estudiantes. Decanos y jefes de departamentos recibieron instrucciones de evaluar cómo se podría aprovechar mejor esta (y cualquier) tecnología para mejorar el compromiso de los estudiantes.
Oklahoma State University es un sistema moderno que abarca diversas disciplinas con el objetivo de preparar mejor a los estudiantes para el éxito. Es la única universidad de Oklahoma que tiene presencia en todo el estado. OSU tiene más de 35.000 estudiantes repartidos por sus cinco campus y más de 23.000 en su campus de Stillwater, con estudiantes de los 50 estados y 118 naciones.
Más información sobre el programa piloto de Oklahoma State University/Apple iPad:
Durante el semestre de otoño de 2010, cinco secciones de dos cursos en dos colegios y dos campus participaron en el Apple iPad Pilot Program.
El profesor Bill Handy, de la School of Media and Strategic Communications, y la profesora Tracy Suter, Ph.D., de la Spears School of Business dirigieron el proyecto.
Además, el profesor Bobbi Kay Hooper, Ph.D., de la School of Media and Strategic Communications, incluyó el programa piloto en un estudio pedagógico de mayor alcance. A continuación se muestran los resultados más significativos.
¿El iPad hizo que los gastos aumentaran o disminuyeran? Aunque es difícil cuantificarlo completamente, hay evidencias que sugieren un descenso en los gastos de los estudiantes cuando se da la máxima integración. Las versiones electrónicas de los libros de texto de los estudiantes son más baratas que los libros de texto tradicionales. Si un estudiante comprara sólo libros electrónicos, los ahorros potenciales podrían cubrir los costes de hardware (el iPad) en dos semestres. La universidad también podría beneficiarse de una disminución del gasto en papel e impresión al tiempo que el aumento de la computación “virtual” (cloud) podría reducir las necesidades futuras de almacenamiento.
¿Cómo se usó el iPad entre los estudiantes y profesores? El uso del iPad tuvo ventajas profesionales y personales. Si nos centramos en las ventajas profesionales, los estudiantes pudieron usar el iPad de formas que rebasaron el ordenador tradicional, sea sobremesa o portátil. El iPad también se usó como sustituto de papel y bolígrafo. Los profesores pudieron explorar y recomendar aplicaciones específicas para el curso para mejorar el entorno de aprendizaje. Dado el tamaño y variedad de la App Store de Apple, había cientos de posibilidades educativas disponibles al tiempo que la inclusión de un navegador web permitía tener internet disponible en todo momento.
¿Fue la integración de un lector de libros electrónicos una mejora o una distracción para la experiencia académica? No hay unanimidad. Por un lado, a los estudiantes les gustó usar el iPad para tener todos sus libros de texto y sugieren que provocó que leyeran más. Por otro lado, las reacciones de las expectativas del principio del semestre sobre el uso planificado con respecto al uso real al final del semestre vio que la lectura de libros electrónicos sufrió el mayor cambio, una disminución notable. Los estudiantes pensaron que podrían usar el iPad como lector de libros electrónicos pero a la hora de la verdad no lo hicieron tanto como se había planeado inicialmente.
¿Ha sido la integración del iPad una mejora de la experiencia académica? Las respuestas al cuestionario rellenado por los estudiantes muestra que el 75 por ciento estuvieron totalmente o muy de acuerdo con esa afirmación, “Creo que el iPad mejoró la experiencia de aprendizaje de estos cursos”. En una revisión más detallada, ese número llega al 92,8 por ciento entre los estudiantes que tenían un Mac y baja al 70,4 por ciento en aquellos que tenían un PC. La encuesta muestra que sólo el 3 por ciento de los estudiantes en un curso decidió no participar en el curso del iPad, pasando a un curso idéntico pero sin iPad. Desde la perspectiva del profesorado, la principal ventaja era tener un hardware uniformado disponible para toda la clase. Dicho de otra forma, los profesores sabían que todos los estudiantes tenían acceso a las mismas herramientas de aprendizaje. Eso fue determinante a la hora de planificar los deberes y las actividades de clase.
En resumen, el programa piloto del iPad ha sido una experiencia muy valiosa que la OSU se alegra de haber realizado.
La misión de enseñanza de la universidad es muy importante y seguir investigando formas de mejorar esa misión de aprendizaje sirve de manera positiva a muchos elementos de la universidad. Como resultado de las mejoras generalizadas de la experiencia académica tanto de los profesores como de los estudiantes es nuestra recomendación que la universidad considere el despliegue total de iPads para todos los estudiantes.
Más información en Oklahoma State University
Traducido por Faq-Mac

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios