Las obras de la autovía a Vilalba se alargarán hasta septiembre

50

[La Voz de Galicia] La Xunta anuncia que las obras de reparación de los viaductos de la AG-64, la autovía que conecta Ferrol con Vilalba, estarán finalizadas en el mes de septiembre. Así lo ha adelantado el conselleiro de Medio Ambiente, Territorio e Infraestructuras, Agustín Hernández, que visitó ayer por la mañana los trabajos que ya han comenzado en el puente de Espariza.


Este proyecto, que se completa con otras actuaciones similares en los viaductos de A Ramadela y Pena de Eiriz, consiste en la reparación de las juntas y la sustitución o recolocación de los apoyos de neopreno, entre otras medidas para mejorar la seguridad de la vía. Los tres puentes afectados están situados en un tramo de diez kilómetros de vía entre Igrexafeita y Espiñaredo, en los municipios de San Sadurniño y As Pontes.
La Administración autonómica invertirá 611.000 euros en las acometidas que está realizando la empresa adjudicataria Atlántica de Construcción y Medio Ambiente S.L. Las obras, que comenzaron en el mes de marzo, tienen un plazo de ejecución de seis meses y se prevé que estén finalizadas en septiembre. Hasta entonces, Hernández pidió «precaución» a la hora de circular por la autovía ya que se irán cortando los carriles al tráfico de forma paralela a los trabajos.
Durante el mes de junio se realizará la sustitución de los apoyos en el viaducto de Espariza, en sentido As Pontes. Una vez sustituidos, se procederá a la supresión de las juntas de dos pilares. Durante el mes de julio se llevarán a cabo los mismos trabajos en el carril en sentido Ferrol. Y en el mes de agosto comenzará la reparación de la estructura del puente de Pena de Eiriz.
Mal diseño de los apoyos
«Aunque estos viaductos presentan unhas deficiencias estructurais que no son normais que aparezan en tan pouco tempo, -la vía comenzó a construirse hace diez años- non se pedirá responsabilidades á empresa constructora», aseguró Hernández.
Los problemas en el soporte de los viaductos se detectaron hace un año cuando los técnicos de la Administración autonómica realizaban una inspección ordinaria. Aunque desde la consellería señalan varios factores de esta carretera como causas del rápido deterioro (el alto porcentaje de vehículos pesados diarios, el clima, la longitud de las vigas o los materiales utilizados) parece que el problema se debe principalmente a un mal diseño de los apoyos.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios