Bajan los accidentes en la autovía pontesa al reformar una curva

31

[La Voz de Galicia] Las famosas curvas de San Sadurniño, en la autovía a As Pontes (AG-64), donde se registraron numerosos accidentes en los últimos años, han dejado de ser noticia por su siniestralidad. Por unas obras de reforma ejecutadas por la Consellería de Infraestruturas. El principal cambio fue un mayor resalte del peralte de la curva. La consecuencia fue inmediata: el número de automóviles que volcaban en tal tramo ha descendido considerablemente.


En el 2009, el destacamento de Ferrol de la Guardia Civil de Tráfico había advertido de la peligrosidad de estas curvas. La Guardia Civil señalaba que un defecto en el diseño del vial, en este punto situado en el kilómetro 14 de la AG-64 podía ser la causa de tantos accidentes, incluso alguno de ellos con resultados de muerte.
Se consideraba entonces que era el tramo más peligroso de toda la autovía. Los automovilistas que descendían de As Pontes en sentido Ferrol se veían sorprendidos por un peralte extraño. Al ver que su vehículo se deslizaba sin control hacia las vallas laterales, generalmente, daban un golpe de volante. La consecuencia era que el coche volcaba o se iba contra el petril central.
Varios informes
Siempre era el mismo desarrollo del siniestro. La agrupación de Tráfico de la Guardia Civil había elaborado varios informes que concluían en el mismo defecto de construcción.
Se da la circunstancia de que, en ocasiones, se producían hasta tres accidentes seguidos en una misma jornada. Sobre todo el primer día de lluvia tras un período seco, lo que hacía el asfalto muy resbaladizo.
El jefe de la Guardia Civil de Tráfico en la zona de Ferrol, el alférez Diego Gil González, ha confirmado que las obras de mejora del peralte han dado el resultado pretendido y la estadística de siniestros ha descendido considerablemente. La autovía de As Pontes está bajo la jurisdicción de este cuerpo
En la zona de Ferrol, pero bajo la dependencia de la Policía Local, se encuentra otro tramo semejante: las conocidas como curvas del Acceso Norte. Se encuentran en el tramo final de la autopista a la altura de A Malata. También se han ejecutado reformas en la señalización y el pavimento para intentar cortar la siniestralidad.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios