Unas 700 personas secundaron la marcha en defensa de los empleos del grupo Einsa

26

einsa.jpg[Diario de Ferrol] Unas 700 personas participaron en la tarde de ayer en la marcha reivindicativa de Einsa desde su planta de Penapurreira hasta la Praza do Carme, en el centro de As Pontes. La plantilla, formada por casi 300 trabajadores, contó con la solidaridad de numerosos vecinos, representantes sindicales, los alcaldes de A Capela y de As Pontes, Manuel Meizoso y Valentín González Formoso, y el diputado del BNG Fernando Branco, tanto en la caminata, como en la concentración final, en la que esperaba otro centenar de vecinos.
La marcha avanzó tras una pancarta en la que podía leerse “Pola defensa do emprego e dos nosos dereitos” y, pese a que habían calculado estar en el centro de As Pontes en dos horas –salieron a las cinco de Penapurreira–, el recorrido de diez kilómetros, bajo el sol, se prolongó durante casi tres. Por la mañana, los trabajadores repartieron octavillas por la localidad pontesa para pedir la solidaridad de los vecinos. En ellas explicaban que “a pesares de ter carga de traballo estable, a mala xestión da dirección da empresa e a pasividade dos accionistas supuxo que en 2009 a compañía tivese que refinanciarse con 44 millóns de euros”. Ahora, decía la misma hoja, la compañía despide a 29 trabajadores y reduce los salarios un 7% “argumentando que non é viable”.


Las protestas de los trabajadores continuarán hoy en Pontedeume, localidad en la que se sitúa la otra planta de Einsa. A las doce del mediodía se celebrará una cacerolada en la Praza da Calzada y la plantilla tiene previsto continuar el lunes con su huelga indefinida y las medidas de presión. Desde el miércoles, cuando se inició el paro, Einsa ha repartido ya 24 cartas de despido.
En los últimos días han sido numerosas las muestras de apoyo a los trabajadores de Einsa por parte de comités de otras empresas de la comarca. Una de ellas llegó de la parte social de GT Motive, una firma perteneciente al mismo grupo, que expresó su apoyo a los compañeros y su rechazo al plan de ajuste que está poniendo en marcha la compañía. También desde Gamesa, la plantilla votó su unánime respaldo a las reivindicaciones de los operarios de Einsa y reclamó la apertura de una mesa de negociación que evite este tipo de decisiones “traumáticas”. La sección sindical de Fitag-UGT en Endesa, el comité de Poligal y el sindicato CNT-AIT se sumaron también a la lista de expresiones de solidaridad hacia el colectivo, que mantiene desde el pasado miércoles una huelga indefinida.

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios