Los viales de la zona registran un repunte de accidentes a causa de corzos y jabalíes

Disminuyen los siniestros con caballos o vacas en la AC-101

272

La irrupción de jabalíes o corzos representa un problema para la seguridad vial en buena parte de las carreteras de las comarcas de Ferrolterra, Eume y Ortegal, sin excluir la AG-64, pese a la protección de la autovía. En los últimos tres días se han registrado al menos cuatro accidentes con animales implicados, todos con daños materiales y sin lesiones de carácter personal. «Cando empeza a temporada de caza, coas batidas, aumentan moito os avisos por animais cinexéticos na estrada», explican desde el Grupo de Emerxencias Supramunicipal (GES) de Mugardos.

Valdoviño es uno de los municipios más castigados por la presencia de jabalíes o corzos en los viales, como indica el GES y corrobora Protección Civil, con mayor incidencia en las zonas de Meirás y Pantín. Pero el problema se extiende a todos los concellos.

Los últimos percances se han registrado esta misma semana en Magalofes (Fene) o en el cruce de Ribadeume, en As Pontes. El tramo de la AC-564 entre el polígono de Penapurreira y el cementerio de Goente es otro de los puntos negros, por la proximidad a la escombrera de la mina. «Casi todas las semanas hay alguna salida», apunta Roberto Domínguez, jefe de la agrupación pontesa de Protección Civil.

En la variante de Ortigueira apareció otro animal muerto ayer por la mañana. El responsable del GES ortegano, Jaime Villar, coincide con Domínguez en advertir una menor presencia de caballos y vacas en la AC-101, la carretera que une Ortigueira y As Pontes.

El confinamiento por parte de la Policía Local de As Pontes y el posterior sacrificio de 11 reses equinas, halladas en el vial junto al lago en 2015, podría haber ejercido un efecto disuasorio entre los dueños del ganado.

Fuente La Voz de Galicia

Consegue en tempo real avisos de novos artigos no teu dispositivo, subscribete agora.

También podría gustarte
Comentarios