Una comarca que alumbra a Galicia

Cuenta con grandes plantas energéticas y varias fábricas de componentes

473

En Ferrolterra se produce electricidad con carbón, con gas, con la fuerza de las aguas y con el viento. Además, se transforma materia prima forestal para fabricar carburantes ecológicos -los pellets- para alimentar calderas y estufas y se producen distintos componentes tanto para la eólica terrestre como para la marina. Solo de la central térmica que tiene Endesa en As Pontes sale anualmente más del 30 % de toda la energía que se produce en Galicia y en Mugardos se encuentra una de las seis plantas de regasificación con las que cuenta el país. Ferrolterra es el enclave energético por excelencia de la comunidad.

Además, algunas de las compañías más importantes del sector, como Endesa o Reganosa, están afrontando ambiciosos proyectos que contribuirán a la mejora medioambiental: la térmica pontesa adapta sus instalaciones para ser menos contaminante y la terminal de Mugardos impulsa nuevas infraestructuras para convertirse en eje logístico para el suministro de Gas Natural Licuado para el transporte marítimo.

José Ramón Franco, presidente del Clúster de las Energías Renovables de Galicia, considera que, después de que la alianza formada por Navantia y Windar Renovables se hubiese asentado en el mercado de la eólica marina fabricando en el astillero de Fene distintas cimentaciones para varios clientes, «aún tenemos mucho recorrido por delante todavía. Hay buenas expectativas, la competencia va a ser dura y los precios muy ajustados, pero vamos a tener muchas capacidades».

En la eólica terrestre, aunque en los últimos años se han perdido muchas oportunidades, la zona continúa contando con instalaciones de referencia, como la planta de fabricación de palas de Gamesa en As Somozas, así como un nutrido grupo de empresas que prestan todo tipo de servicios.

En los últimos años, en el ámbito energético también se han ido ganando otros nuevos sectores, como el de la biomasa, un negocio que explota Biomasa Forestal en As Pontes, en donde produce pellets, pequeñas astillas de madera para utilizar como carburante vegetal, así como otros subproductos del sector forestal para ser usados como camas para las mascotas.

El alcalde de As Pontes, Valentín González Formoso, lamenta precisamente que todo el potencial forestal con el que cuenta la comarca no sea aprovechado. «Las centrales de biomasa siguen siendo un proyecto que nunca se concreta. Una planta de 10 megavatios de potencia genera 35 puestos de trabajo directos y 125 indirectos. Desde la comarca también podemos ayudar a cumplir los objetivos de las renovables, al mismo tiempo que se reduce el riesgo de incendios en los montes», afirma. Por otro lado, emplaza también a superar la asignatura pendiente de la repotenciación de los parques eólicos terrestres, que permitiría aumentar la capacidad de los recintos eliminando máquinas, de menor potencia, sustituyéndolas por otras de mayor capacidad.

No obstante, subrayó también la importancia que tendrá la térmica pontesa de Endesa en el respaldo a la generación de electricidad con las fuentes de energía renovables.

Fuente La Voz de Galicia

También podría gustarte
Comentarios